Relación sexual: ¿plena o no satisfactoria?


La relación sexual es una de las formas esenciales de expresión en la vida de una pareja y puede ser vista como un indicador del cómo llevan su convivencia, dado que no sólo tiene la función de procrear, sino de proporcionar uno de los placeres más intensos e íntimos para el ser humano.

La satisfacción sexual es un logro y para ello tanto en lo individual como con la pareja se requiere de aprender su disfrute. En investigaciones recientes se ha comprobado que el logro de la satisfacción sexual trae beneficios mentales, emocionales y físicos tales como:

1.- Equilibrio entre el sistema nervioso y el metabolismo, que refuerza la integración entre lo físico y lo psicológico.

2.- Produce un efecto de sentirse joven.

3.- Previene y/o reduce el estrés

4.- Estimula el funcionamiento de la memoria.

5.- Quema calorías.

6.- En la mujer produce estrógenos los que mejoran la piel y el cabello.

7.-Ayuda a la relajación y es un antidepresivo natural.

8.- Apoya la salud emocional tanto personal como de la pareja.

Una excelente y satisfactoria relación sexual se logra cuando durante ella se permite el juego erótico, las caricias múltiples. Es permitir ir a la fantasía y llevarla a la realidad en la medida que no se lastime al compañero/a. Lo lúdico de la relación produce goce, placer y permite enfrentar el día a día con gusto tranquilidad y amor.

El logro de la satisfacción y placer sexual es la respuesta esperada al deseo, la excitación y el orgasmo más pueden ser alterados por las siguientes causas:

1. Problemas orgánicos: físicos endocrinológicos y otros.

2.- Falta de comunicación clara y asertiva en la intimidad.

3.-Dificultades de relación en uno de los miembros de la pareja.

4.-Problemas de autoestima por no estar satisfecho con el propio cuerpo.

5.-Conducta inhibida por pudor, vergüenza, ideas culturales, historia personal y otros

6.-Diferencias en edad o con el apetito sexual

7.-Trabajo y rutina inhiben el deseo y logro de la satisfacción sexual.

Para alcanzar satisfacción sexual, la pareja debe de mostrar disposición a conocer su cuerpo y el del otro, a sus necesidades, deseos, fantasías, temores, creencias propias y de su pareja y con ello, día a día ir construyendo un mundo único y personal con la meta de lograr para ambos un sexo pleno, satisfactorio y confortante.


2 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo